No seas parte de las Estadísticas y Cambia la Cerradura

Lamentablemente y de acuerdo a las fuentes policiales, los robos en España se han incrementado considerablemente en la última década, se estima que ocurren aproximadamente unos 2500 robos de viviendas al día.

Estas cifras son realmente alarmantes y es por ello que se deben tomar las previsiones correspondientes al caso, ya que los ladrones buscan aquellas viviendas que son más vulnerables y de fácil acceso.

Una manera de reforzar la seguridad en el hogar es colocando nuevas y mejores cerraduras, las cerraduras convencionales o mecánicas son susceptibles al robo, ya que los ladrones aprovechan de aplicar en ellas, la denominada técnica bumping.

Es una técnica muy famosa entre los amigos de lo ajeno, la cual consiste en la inserción de una llave manipulada dentro de la cerradura, que luego es golpeada con un martillo, esto con la finalidad de que los pistones salten y pueda abrirse la puerta sin tener que forzar la cerradura.

Pero esto puede evitarse colocando Cerraduras electrónicas en las puertas del hogar, el sistema de estas cerraduras es electromecánico, es decir, la puerta se abre o cierra por medio del uso de corriente; pueden operarse de manera remota, además de ser muy modernas y seguras.

Tipos de cerraduras Electrónicas

Existen diferentes tipos de cerraduras electrónicas y se clasifican de acuerdo a su funcionabilidad y tipo de alimentación, en base a ello tenemos:

  • Estándar: son aquellas que permanecen totalmente cerradas, hasta que no es activada la bobina que utiliza la corriente eléctrica para abrir la puerta nuevamente.
  • Inverso: es el caso contrario, la puerta permanece abierta, hasta que la bobina no es activada para cerrar la puerta.
  • Automáticas: estas pueden ser configuradas para que cuando reciban un impulso de corriente, bien sea continua o alterna, la puerta se abra o se cierre de manera automática.
  • Normal: son aquellas que por medio de un impulso de corriente alterna o continua, abren la puerta.
  • Invertido: en este caso la cerradura solo funciona con corriente continua, y por medio de ese impulso de corriente la puerta se cierra.

Son fáciles de instalar y dan mayor seguridad y confort al usuario, pueden ser operadas por medio de un control remoto, esta opción es muy útil en el hogar, como en el caso de las madres que van solas con los pequeños al supermercado.

Al llegar a casa, pueden de manera remota abrir la puerta de la vivienda antes de bajarse del carro, para sujetar a su pequeño y la bolsa con las compras.